lunes, 4 de enero de 2010

¿Cerramos por balance?

"...Es necesario renunciar a la vida que llevaban,
despojándose del hombre viejo...
para revestirse del hombre nuevo..."
(Efesios,4,22)

De repente termina el año.¡Casi sin darnos cuenta!
De repente sentimos las manos vacías, la angustia,
el desánimo, la tremenda tristeza que producen los
sueños que se esfumaron.
De repente sentimos que la lucha de la vida nos desgasta...

En medio de tantas frases huecas, de tanta "alegría"
forzada, de tanta presión consumista...
es necesario detenerse un poco, algo así como
"CERRAR POR BALANCE".

Este año que se inicia, si no nos paramos un poco,
corre el riesgo de ser"otro año más"... con las mismas
lamentaciones, los mismos errores, los mismos fracasos... y
-lo que quizá sea peor- ¡LA MISMA RESIGNACION!
En cambio, si nos detenemos un poco a pensar, a analizar,
a "hacer balance", a reabastecernos, a programar...
será un año "NUEVO" de verdad, en el que constataremos
que la alegría de vivir... ¡aún es posible!

"...Es preciso renunciar a la vida que llevaban
DESPOJANDOSE del HOMBRE VIEJO
para revestirse del HOMBRE NUEVO
creado a imágen de Dios..."

Al comenzar un nuevo año, es necesario revisar nuestras
METAS, replantear nuestros OBJETIVOS, preguntarnos"
"en serio" QUE QUIERO DE MI VIDA.

- Dios nos ha creado a su imágen y semejanza.
- Dios nos ha creado para ser felices y hacer felices
a los demás.
- Dios nos ha dado poder para construir nuestra vida.
- Siempre es posible empezar de nuevo.
- Siempre es posible reemprender la búsqueda de nuestras
metas.
- Siempre es posible "DESPOJARSE del HOMBRE VIEJO...
para REVESTIRSE del HOMBRE NUEVO,
creado a imágen Dios".

Pero es necesario "parar un poco la pelota",
"cerrar por balance", reflexionar sobre éxitos y fracasos,
estancamientos y aspiraciones...
¡NADIE PUEDE HACERLO POR USTED!
Usted y solo usted puede hacer de este un nuevo año,
"el primer año de su nueva vida".

"Tire por la borda" al hombre viejo-el hombre del desaliento,
las lamentaciones y la resignación-y construya el hombre nuevo,
el hombre de la confianza, el empeño y la constancia.
Para lograrlo, "agárrese" a este maravilloso programa
que nos presenta San Pablo:

"Alegrense siempre en el Señor. Vuelvo a insistir, alegrense.
Que la bondad de ustedes sea conocida por todos los hombres.
El Señor está cerca. No se angustien por nada, y en cualquier
circunstancia, recurran a la oración y a la súplica, acompañadas
de acción de gracia, para presentar sus peticiones a Dios.
Entonces la paz de Dios, que supera todo lo que podemos pensar,
tomará bajo su cuidado los corazones y los pensamientos
de ustedes en Cristo Jesús.

En fin mis hermanos, todo lo que es verdadero y noble,
todo lo que es justo y puro, todo lo que es amable y digno de
honra, todo lo haya de virtuoso y digno de alabanza, debe
ser objeto de sus pensamientos"
(Filipenses, 4, 4-8).

Arnaldo

Extraído de: El Domingo- El periódico que nos une como iglesia (8-1-95)
Editorial San Pablo
Fotografía: www.fotofrontera.com

9 comentarios:

Myr dijo...

Ningún cierre, que la vida es un continuo fluir....

RMC dijo...

Bello texto, un placer leerte.
hoy dia de reyes mis mejores deseos para ti.

Que tengas una feliz semana
un abrazo
RMC

david santos dijo...

Muy bueno texto. Gracias por hacerlo.

Tien un buen fin de semana.
Abrazos.

Estrella Altair dijo...

Cerrar por balance para renovada y mas vital y con mas ganas de disfrutar y ser feliz y hacer feliz a los demas.

Un beso amiga en este nuevo año, en el que espero como siemmpre, cuando podamos caminar juntas y charlar... en algunas ocasiones

Lidia M. Domes dijo...

No necesitamos esperar ninguna fecha especial...

Porque cada día es especial, cada aliento un regalo que nos trae Vida y puede traernos paz y alegría, más allá de las apariencias exteriores.

Un abrazo muy fuerte y mi constante gratitud!!!

Lidia

atma atom dijo...

knock! Knock!

Permiso, doña Silvia... :)
no puede usted estar cerrada por balance, porque la necesitamos para seguir creando belleza... eso es lo que hace... crear mucha belleza y harmonía estética... en su blog.

Que tengas un excelente 2010, Silvia, a la medida de tu belleza interior... que se revela en todo lo que haces... :)

Un beso.

Myr dijo...

y... Muy Feliz Año 2010!

Besos

julio dijo...

Creo que a la Vida, no se le puede poner años, así que si vivimos en ella, no habrá años viejos ni nuevos, solamente habrá Vida para disfrutarla.

Un abrazo :)

JOSE LUIS CARVAJAL dijo...

¡GRACIAS POR TUS HERMOSAS PALABRAS, SILVIA CRISTINA, SIGAMOS VISITANDO UNO EL SITIO DEL OTRO! UNIDOS EN LA ORACIÓN, HOY JUSTO CHARLÉ, EN LA CALLE, CON EL P. HERNÁN ETCHEPARE. SALUDOS DE CORAZÓN, JOSÉ LUIS