jueves, 7 de agosto de 2008

7 de Agosto San Cayetano


SAN CAYETANO,

Confesor
n. octubre de 1480 en Vicenza, Italia;
+ 7 de agosto de 1547 en Nápoles, Italia

Patrono de los desempleados y de quienes buscan empleo.

No os inquietéis, diciendo: ¿Qué comeremos? o ¿qué beberemos?o ¿con qué nos cubriremos?, como hacen los paganos;que bien sabe vuestro Padre la necesidad que de estas cosas tenéis.(Mateo 6, 31-32)

San Cayetano, nacido en Vicenza, llamó la atención desde su infancia por una inocencia tan grande de costumbres, que se le llamaba el Santo. Como supiera que el Papa Julio II quería elevarlo a las dignidades eclesiásticas, dejó la corte de Roma y fundó una Orden de Clérigos Regulares, llamados Teatinos, a los cuales estableció como regla que nada poseyesen, ni pidiesen y que viviesen únicamente de las limosnas espontáneamente ofrecidas por los fieles. Se consagró a Dios con Pedro Caraffa, mediante votos solemnes. Pedro Caraffa, obispo de Teati, fue después elegido Papa con el nombre de Pablo IV. San Cayetano murió siendo superior de su Orden, en Nápoles, el 7 de agosto de 1547.


MEDITACIÓN

SOBRE LA POBREZA

I. No puede imaginarse pobreza más rigurosa que la que este santo estableció en su Orden; si tú no puedes abrazarla enteramente, por lo menos desase tu corazón despojarse de las riquezas que posees. No te entristezcas cuando algo te falte; alégrate, más bien, de participar de la pobreza de Jesucristo al nacer y morir. No te acongojes, tampoco, por lo por venir. Espera en Dios, haz el bien, y te alimentará con sus riquezas (El Salmista).

II. Basta cualquier accidente adverso para que te veas despojado de todos tus bienes. No te fíes, pues, en tus riquezas y no te afanes por adquirir otras nuevas. Si vives según la recta razón y las máximas del Evangelio, no te hará falta sino muy poco para tu vida, y siempre estarás contento. Si, en cambio, sigues los deseos desordenados de tu corazón, ni todos los tesoros de las Indias podrían satisfacerte.

III. Comenzaste tu vida en la pobreza y lo mismo la acabarás. ¿Para qué, pues, tomarte tanta pena en amasar una fortuna de la que no podrás gozar sino durante el breve intervalo que separa tu nacimiento de tu muerte? Emplea ese tiempo tan corto, más bien, en acumular en el cielo tesoros de que puedas gozar durante toda la eternidad. Es absurdo que quien entró desnudo al mundo, y a quien desnudo recibió la Iglesia, quiera entrar rico en el reino de los cielos (San Máximo).

La confianza en Dios.

Orad por los pobres.

ORACIÓN

Oh Dios, que habéis concedido a San Cayetano la gracia de imitar la manera de vivir de los Apóstoles, acordadnos, siguiendo su ejemplo y por su intercesión, la gracia de poner siempre en Vos nuestra confianza y no desear más que los bienes del cielo.
Por J. C. N. S.
TradiciónCatólica.comtradicioncatolica.com

7 comentarios:

amigoplantas dijo...

Pero la riqueza en si misma no nos aparta del cielo, ni nos aparta de él ni nos conduce a él, serían (matematicamente hablando) "variables independientes"

Una persona que se maraville ante el espectáculo de su felicidad interior y la agradezca de corazón, puede hacerlo en cualquier circunstancia y desde todos los lugares sociales posibles

Un abrazo para ti, Silvia

Maria Jesús dijo...

He estado visitando tu blog y es una delicia pues la fe puede abrirnos interesantes caminos. Felicidades por tu blog

El Rincón del Relax *Beatriz* dijo...

Imprescindible la "fe" desde sus multiples lenguajes. ya sabes tienes un bonito, agradable y pacifico blog, un beso amiga

Compartimos? dijo...

AMEN.

No tenía ni idea del fundador de los teatinos.
La pobreza, en si misma, no es muy común.
Francisco de Asis es también un buen ejemplo.
Hasta pronto.

Hada Saltarina dijo...

Tengo un recuerdo muy hermoso relacionado con San Cayetano y la iglesia que hay en Madrid de los Teatinos, además de una novena que mi madre me dejó en su momento. Le estoy muy agradecida.
Me lo has traído a la memoria. Gracias, amiga

Nelly dijo...

Que hermoso blog,es un alimento para el alma,senti la paz que
la Fé nos trasmite y la alegria de encontrar personas valientes y capaces de difundir esos valores.
Desde "COMPARTIENDO OPINIONES TE SALUDO"
Un abrazo
Nelly

Anónimo dijo...

Me encanto todo lindo