martes, 8 de abril de 2008

Pequeñas - grandes cosas



Hacer de cada momento una vida
y de la vida un único momento,
esto es la felicidad.


* Los mejores perfumes vienen siempre en frascos chicos.
Las grandes amistades se prueban en los gestos pequeños.

* Corazón sin inteligenciaes un peligro.
Inteligencia sin corazón es un desastre.

* Vida sin palabras es triste.
Palabras sin vida es más triste aún: un desperdicio.

* La música eleva, y el amor arrebata.
Dos olas que nos llevan lejos.

* La distancia crea nostalgia.
La nostalgia es presencia ausente de alguien querido.

* Los malos no pierden tiempo.
¿Por qué perdemos tanto tiempo peleando?

* Muchos se buscan a sí mismos, en las amistades que cultivan.
Así como Narciso, buscan reflejar su rostro
en las aguas de la vanidad.

* El fuego enciende.
El amor nos hace ascender en la escala del querer bien.

* Hacer favores no es lo más difícil en la amistad.
Amigo verdadero es aquel que jamás nos traiciona o abandona.

* Si encuentras bueno ser importante, un día descubrirás
que es más importante ser bueno.

* Nadie es insustituible.
Pero todos somos útiles y necesarios.

Tomado del libro: El valor de las pequeñas cosas
Autor: Roque Schneider
Editorial: www.san-pablo.
Fotografia: Silvia Cristina

7 comentarios:

AGUALUNA dijo...

Querida Silvia, muchas veces nuestra naturaleza típicamente humana, hace que veamos y sintamos que las cosas grandes son las importantes para estar a gusto con la vida y con el mundo, y no nos damos cuenta que son las pequeñitas cosas, los detalles más insignificantes, los regalos más humildes pero con sacrificio, los trabajos más sencillos, son lo que realmente hacen la base de la vida y la felicidad.
Ojalá cada persona se diera cuenta de eso , y no lo carcomiera la ambición y el egoísmo; de seguro, este mundo iría moviéndose directamente hacia el puente que comunica con el cielo.
Bellas palabras como siempre, llenas de amor.

Gracias Silvia amiga
Cariños y besitos

Agualuna

celebrador dijo...

La felicidad, el sentimiento de felicidad en el momento preciso en que yo lo estoy experimentando como tal, es muy curioso

No necesita de más razonamientos bien-pensantes

Me vuelve bondadoso en "modo automático", y ni siquiera tengo que proponérmelo ni me supone ningún esfuerzo "adittional" (como dicen los pichinglis-hablantes)

Miri dijo...

Hola Silvia!!

Me encantó este post! Hace teimpo que la vida me demuestra a cada instante que lo más importante está en las pequeñas cosas.

Las grandes amistades se prueban en los gestos pequeños....

Esta frase me la llevo para mi corazón, porque me llegó mucho al leerla.

Te dejo un beso enooooooooooorme, y las gracias por tu paso por mi blog, y tus mensajes.

Nos veremos pronto!!!

Si Díos quiere.

Estrella Altair dijo...

Hola Silvia, pues yo voy a decir justo lo contrario a Celebrador, aunque el ya lo sabe y ambos nos respetamos.

Creo que la felicidad hay que buscarla, cuidarla y trabajarla, no es gratis, se hace cada día desde el justo momento en que nos levantamos, buscando en el fondo, ser mejor persona que el día anterior, mas humilde, mas justo, mas generosos, mas comprensivo y tambien por que no, mas inteligente.

Un abrazo.

celebrador dijo...

Buenaaaasssss

Está claro que me expresé mal (como casi siempre, buuuuaaaaaa, glub, sniffff).

Solo digo que cuando estás sintiendo felicidad, en ese preciso momento, el tener un comportamiento bondadoso es casi-casi un resultado automático en nosotros los humanos

La felicidad es una conexión de banda ancha hacia la bondad

modes amestoy dijo...

gracias por tu visita, te buscaré la poesía del otoño.
Un abrazo

julio-entuinterior dijo...

Para mí lo importante de la felicidad no es cómo la consigues, o qué procedimiento has empleado, sino alcanzarla. Y es como el embarazo: o estás o no estás y si lo estás el hecho se produce en un momento.

Besos